Preloader image

5 enfermedades bucodentales que debes conocer


CSA DENTAL     miércoles, febrero 12th, 2020     Bucodental, dental, personas mayores.

¿Sabías que la boca es uno de los pilares de nuestra salud?

Y es que gracias a ella podemos masticar los alimentos e incorporarlos en nuestro sistema digestivo para poder nutrirnos correctamente.

Por otro lado, también tiene mucha fuerza a nivel estético y social. Utilizamos la boca para comunicarnos, para mostrar nuestras emociones y esto puede modificar, de una forma u otra, nuestro aspecto.

La boca, por tanto, debe recibir una serie de cuidados preventivos para evitar posibles enfermedades bucodentales que puedan suponer un problema de salud e incluso estético. Desde CSA Dental te recomendamos que realices una revisión bucodental una vez al año para detectar problemas orales antes de que sean graves e irreversibles.

¿Sabes cuáles son las enfermedades más típicas que pueden afectar a tu boca? Hoy te contamos qué 5 enfermedades pueden afectar a tu salud bucodental.

¡Atento!

#1 Caries

Esta es la causa más frecuente por la que se suele visitar un dentista, y es que una mala higiene bucal, entre otros factores, puede provocar la aparición de caries.

Pero, ¿qué es una caries?

Es un proceso de desmineralización del esmalte producido por los ácidos que producen las bacterias presentes en la cavidad oral al digerir su alimento (azúcares). Es Si no se tratan, irán profundizando en el diente pudiendo afectar a capas más profundas como la dentina, e incluso la pulpa.

Una caries es capaz de destruir un diente por completo, por lo que no hay que infravalorar su gravedad.

Su aparición puede deberse a diferentes factores: una higiene dental inadecuada, una mala alimentación, predisposición genética.

La forma de tratar una caries puede empezar por un simple empaste, o bien necesitar de una endodoncia o incluso de la eliminación de la pieza.

En cualquier caso, una higiene bucal adecuada mantendrá alejadas las caries en su mayor medida, ya que se neutralizarán los ácidos provocados por la placa bacteriana, culpables de la destrucción del esmalte.

#2 Gingivitis

La gingivitis es otra de las enfermedades bucodentales más típicas en la sociedad y consiste en la inflamación de las encías; se produce a raíz de la acumulación de placa bacteriana en las piezas dentales y provoca enrojecimiento, inflamación y sensibilidad de las encías.

En los casos más agravados, una gingivitis puede provocar el sangrado de las encías y su correspondiente molestia, y aunque en un primer momento una gingivitis no puede considerarse grave, si no se trata puede dar lugar a una periodontitis.

Lo más adecuado para evitar una gingivitis e incluso tratarla es mantener una buena higiene bucal (no solamente en casa, sino también de manera profesional, acudiendo al odontólogo) y mantener una alimentación equilibrada.

#3 Periodontitis

La periodontitis siempre viene de una gingivitis que no se ha tratado adecuadamente y que por tanto, se ha agravado.

Sus síntomas también incluyen el sangrado y la retracción de las encías, pero en este caso hay pérdida irreversible de hueso, de manera que conlleva movilidad y en los casos más avanzados puede provocar hasta la pérdida de piezas dentales; existen numerosos factores que pueden favorecer la aparición de esta enfermedad como por ejemplo el tabaquismo, la diabetes, cambios hormonales y el estrés, entre otros.

Como el resto de enfermedades bucodentales, la periodontitis ha de ser tratada por un dentista que realice la retirada efectiva de esa placa/cálculo bacteriana que está provocando el problema.

#4 Bruxismo

El bruxismo es el hábito de apretar o rechinar los dientes de forma involuntaria e inconsciente, ya sea durante la noche o durante el día y quien lo padece no suele saberlo hasta que recibe el diagnóstico por parte de un odontólogo.

El bruxismo desgasta las piezas dentales, pero  además puede provocar dolores de cabeza y problemas musculares en el cuello o en la mandíbula.

No se sabe al 100% el motivo de la aparición del bruxismo, pero el estrés y la ansiedad son claros ganadores sobre la población que la padece. Es muy difícil el eliminar el hábito de bruxar, ya que en muchos casos se debe a factores como el estrés o la ansiedad. Así pues, el tratamiento es básicamente

La solución para proteger la dentadura en una persona bruxista consiste en la utilización de una férula de descarga para evitar que los dientes rechinen entre sí. Además, la utilización de este protector bucal también reduce y elimina los dolores musculares de la cabeza, el cuello y el oído.

#5 Candidiasis oral

También conocida como muguet, la candidiasis oral es otra de las enfermedades bucodentales más frecuentes en la población que está provocada por el hongo Candida albicans.

En esta enfermedad, tanto la lengua, como el interior de las mejillas y hasta los labios y la garganta, pueden presentar lesiones blanquecinas; las causas de su aparición son múltiples, desde una debilidad del sistema inmune, hasta el consumo de antibióticos o diabetes.

Para tratar el muguet se prescriben antifúngicos de administración oral como jarabes, pastillas que se disuelven la boca o enjuagues.

Mantén las enfermedades bucodentales a raya

La mejor forma de mantener alejadas las enfermedades bucodentales es tener un control riguroso de tu salud oral con un especialista.

Desde CSA Dental te recomendamos que revises tu boca frecuentemente y que si no puedes asistir a un dentista, no te preocupes, nosotros vamos a tu casa, a tu residencia geriátrica o centro especial. En CSA Dental realizamos muchas de las intervenciones bucodentales in situ, y así no tengas que desplazarte, realizando un control y seguimiento exhaustivo para que tu boca esté completamente en forma.

Si tienes cualquier duda sobre enfermedades bucodentales, ponte en contacto con nosotros porque estaremos encantados de ayudarte.

¡Te esperamos!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *